RINCÓN COVID BONITO PARA BODAS

¡Feliz miércoles!🥳🥳 Vamos a crear un rincón bonito para las medidas anti-COVID.

Creo que a estas alturas negar la situación es algo que os puede hacer sufrir a muchas novias. La situación es la que es, ¿pensamos en tiempos mejores? Puede ser, pero si ha tocado en este momento será por algo. Cada circunstancia tiene lo suyo.

No quiero para nada quitarle peso a vuestra situación, que entiendo que es muy dura, pero quizá es mejor tomárselo con filosofía. Ya se sabe aquello de «cuando no puedas con el enemigo, únete a él».

¿Para qué vamos a disimular las medidas COVID? Saquémosle partido con su lado más estético. Ya habrás visto más bodas en las que los invitados llevan sus mascarillas a juego con los conjuntos. Y es que es algo muy fácil que se puede hacer con la tela sobrante de coger un bajo o arreglar una manga; añadiendo, por supuesto, el filtro necesario.

Pero la idea que quería daros hoy es la de crear un rincón bonito dedicado al cuidado e higiene que requiere esta situación. En los últimos años, los rinconcitos del baño dedicados al aseo personal han ganado adeptos y es que es un pequeño gesto que alegra a los invitados y les permite estar perfectos con el paso de las horas.

¿Cómo ves el llevar este mimo al rincón COVID? ¿Cómo? Con cosas muy sencillas.

Soporte

Para empezar, en la entrada de la iglesia o del lugar de la ceremonia, puedes poner un pequeño stand.

Hay desde las versiones más handmade a las que puedes encontrar en Amazon: una pila de palets blancos que hagan de mesa, una escalera/estantería, etc.

Compras: todo lo necesario

Seguimos con la compra de lo básico: mascarillas, hidrogel, salvaorejas y guantes. La presentación puede hacerse de distintas maneras, pero antes vamos a ver unos pequeños detalles.

  • Hidrogel: es muy importante que huela bien. Como os he dicho, ya tenemos experiencia en el tema y sabemos que algunos huelen exageradamente mal y, parece una tontería, pero pueden hacernos disfrutar menos de la misma experiencia. Al fin y al cabo, nuestros recuerdos se componen en su mayoría de olores. Es algo muy sencillo y que los invitados agradecerán.
  • Mascarillas: si os lo podéis permitir, no hay nada más ideal que personalizar las mascarillas, pero dependiendo del número de invitados, puede ser algo muy costoso. Si os decantáis por esta opción, os recomiendo que sea algo personalizado, pero que puedan utilizar más veces. Si ponéis vuestros nombres en grande, probablemente lo usarán ese día y nunca más y no será realmente un regalo. Podéis elegir un estampado gracioso (distintas expresiones faciales) o un diseño atemporal con vuestras iniciales en pequeño en un ladito. Lo que os digo, esta opción es la ideal, pero no la más económica. Buscad mascarillas quirúrgicas, clásicas de farmacia. Pero ¡OJO!, en algunas farmacias venden las clásicas mascarillas en distintos colores como el rosa o el negro. Es algo que marca la diferencia, así que os animo a investigar en vuestras farmacias de barrio.
  • Salvaorejas: esto es algo que compraría, pero en cantidades pequeñas porque es algo que no todo el mundo utiliza, pero sí se agradece que haya algunos.
  • Guantes: lo mismo que lo anterior. No lo van a utilizar todos, pero dependiendo de los invitados, seguro que algunos caerán: personas de riesgo, para evitar disgustos o gente a la que le parezca algo simpático (y oye, mejor que mejor. Una medida más). Si los encuentras transparentes, triunfarás.

Presentación

Ahora vamos a la presentación en general. Puedes poner distintos números en los distintos niveles de la estantería, poniendo en el número 1 el gel.

¿Por qué? Con este sencillo gesto, nuestros invitados se desinfectarán las manos antes de tocar el resto de cosas y evitaremos riesgos. Debajo podría estar la mascarilla, esencial para los que se la hayan dejado y en las baldas posteriores los complementos que tú quieras.

GABBIG Cesta, marrón oscuro, 25x29x15 cm
Ikea

Otra forma de presentarlo, la más higiénica, es crear packs individuales. He encontrado un pack económico de uso individual por 1,51 euros:

Pero si queréis la versión más low cost, hacedlo vosotros mismos (así también podréis personalizar el contenido). Para que aquello no se convierta en la fiesta del plástico, opta por pequeñas bolsas de papel individuales.

kgpack 100x Bolsas de Papel Kraft DIY 12 X 20 cm | Bolsas de Papel Kraft para niños | Calendario de adviento | Bolsa de Regalo de Fondo Plano | Bolsa de Papel de Alimentos

Para los botes, podéis sacar un lado divertido con estos frascos personalizados y rellenables (compráis el gel grande y lo rellenáis). Si cogéis el panda o el delfín, 50 unidades saldrían a unos 11-12 euros en total.

Aseguraos de usar mascarilla y desinfectante en todo el proceso de montaje de vuestras bolsitas (mejor prevenir que curar) y…¡Listo! Un rincón monísimo con el protagonismo que se merece.

Ya estamos hartos de comernos la cabeza viendo dónde podemos esconder el dichoso gel, así que hagamos alarde de él y que sea un invitado más.

Ivo Sousa Photography

¡Ánimo parejas! Lo importante es lo importante, siempre. Así que a seguir con ilusión en este camino tan bonito que preparáis.

Nos vemos la semana que viene. Os leo en Instagram. Un besote!!😘😘

A %d blogueros les gusta esto: