5 PASOS PARA AHORRAR EN EL VESTIDO DE NOVIA

¡Bienvenidas a la primera entrada!

Hoy quería hablaros sobre los vestidos de novia y qué tiendas son las mejores, según nuestro presupuesto. No es lo mismo poder acceder a un vestido de 5.000 euros que tener un tope de 800, por lo que aquí van algunas claves para encontrar el vestido que quieres a mitad de precio.

1. Pruébate los vestidos

Parece obvio, pero antes de lanzarte a la piscina y comprar un vestido, pruébate distintos estilos y en distintas tiendas. Lo que yo recomiendo es que miréis las colecciones de novia por Internet para haceros una idea de qué vestido estáis buscando. No quiere decir que os cerréis a un estilo concreto, pero este paso previo os ayudará a agilizar vuestra decisión y estaréis menos confusas. Y ya se sabe, cuanto menos confusión, más nos acercaremos al presupuesto que tenemos en mente porque no nos perderemos en decisiones equivocadas y arreglos posteriores.

Aquí no hay que tener tan en cuenta el precio, ya que no se trata de comprar el vestido, sino de encontrar el estilo que encaje a la perfección con nuestro tipo de cuerpo y con nuestra personalidad. Por ejemplo, a una mujer con menor estatura no le sentarán bien los vestidos de estilo princesa, y un corte más ajustado como el de sirena o el recto (este último es mi favorito Resultado de imagen de emoji cara corazon) le irán perfectos. Aún así no hay nada escrito, y cada una puede llevar aquello con lo que se sienta más comoda.

¿Qué os parece este vestido de corte recto? Es el modelo Memory de Pronovias y la espalda es espectacular.

memory_b-alante-2

memory_c espalda

2. Cuidado con los tejidos

Si quieres apurar al máximo, has de tener en cuenta que un vestido con pedrería tendrá un coste superior que si lo haces con una tela de encaje. Por supuesto, hay que priorizar y en muchos casos merece la pena hacer el esfuerzo, pero esto es algo a tener en cuenta si quieres ahorrar. 

Sin duda, antes que los pequeños apliques de pedrería o cualquier complemento, lo principal es conseguir una tela de muy buena calidad y a partir de ahí ir añadiendo pequeños toques según nos lo podamos permitir. Para mí ahorrar yendo con un vestido cutre y barato no es ahorrar. Ahorrar es conseguir lo que quieres a muy buen precio sin perder la elegancia y la dignidad de ese día. Mejor es ir sencilla, pero con estilo, que recargada con pequeñas baratijas.

Foto: LaKuriosa

3. Acude a los Outlet

El hecho de acudir a un outlet de novias puede parecer muy poco glamuroso, pero descartad esa idea. Si estás enamorada de un modelo concreto y no quieres ningún otro, este es tu lugar. Que se encuentren en un outlet no quiere decir que tengan desperfectos, solamente son de temporadas pasadas y ya sabemos cómo va esto de la moda…a los 4 meses lo nuevo se queda viejo y hay que renovar.

Si vives en Madrid hay bastantes sitios de este estilo. El principal, y que también se encuentra en otras ciudades españolas, es Vertize Gala (Resultado de imagen de vertize gala logotipo). Aquí podréis encontrar su colección propia y un gran outlet con reconocidas firmas como Pronovias. La ventaja es que los precios están casi al 50% de su precio inicial.

vertize gala 890.PNG

Baccara de Vertize Gala (890€)

4. Reutiliza y/o reinventa

La creatividad tiene un papel fundamental en este punto. ¿Has pensado alguna vez en utilizar el vestido de tu madre? Seguramente necesite unos pequeños ajustes para actualizarlo y adaptarlo a tus medidas. Muchas veces sus dueñas no están dispuestas a ceder ante tanto cambio y pueden crearse tensiones. Si el vestido realmente te gusta y te dan libertad para hacer cambios… ¡adelante! Pero tampoco quiero crear discusiones familiares…jejeje

Pasamos de lo antiguo a lo moderno. Si bien puedes actualizar un antiguo vestido de novia, también puedes adaptar un vestido actual para el gran día. Vemos que cada vez más marcas de ropa se unen a esta tendencia y proponen modelos alternativos a los clásicos vestidos de novia. La marca por excelencia es Asos. Este vestido que os traigo tiene, además, un descuento, por lo que puedes conseguir tu vestido de novia por menos de 40 euros. 

Vestido de Little Mistress (Asos)

5. Vestido de novia a medida

Si pensamos en hacernos la ropa a medida, nos agobiamos pensando en todo el desembolso que nos va a suponer y, por eso, si hablamos de hacer un vestido de novia a medida lo descartamos automáticamente…¡error! y muy grave.

Esta es la opción más interesante, en mi opinión, ya que se ajustará completamente a tu cuerpo y saldrá más barato que cualquier otro vestido. Como en todo, hay que saber buscar bien. Si tenéis alguna persona conocida que sepa coser y se apañe, os recomiendo contar con ella. Elegid las telas que más os gusten y presentadle un boceto o una idea de lo que que queréis. 

Si este no es el caso y no conocéis a nadie, hay algunas tiendas como la de El vestido de la novia. 

En lugares como estos puedes enviar la foto de algún diseño que te haya gustado (no importa si no es de su firma) y te hacen un presupuesto cerrado que incluye la toma de medidas y las tres pruebas y ajustes hasta el día de la boda. Los precios rondan los 700 euros y, además, ofrecen la posibilidad de alquilarlo por 350 euros. Es decir, te hacen el diseño a medida, te lo ajustan para que el día de la boda esté perfecto y te sale a 350 euros…Sin duda, la mejor de las opciones. 

¿Qué os han parecido estas ideas? Dejadme en los comentarios que opción elegiríais vosotras. Si aún no os habéis decidido por ninguna opción seguidme en Instagram, donde subo más contenido inspiracional.

2 comentarios en “5 PASOS PARA AHORRAR EN EL VESTIDO DE NOVIA

Los comentarios están cerrados.